Neumonía

Especialidad de Neumología

 

La neumonía (o pulmonía) es una infección de los pulmones provocada por distintos gérmenes como bacterias, virus y hongos que propagan sus microorganismos por el interior de los  alvéolos (las ramificaciones en las que se realiza el intercambio de oxígeno entre el aire inspirado y la sangre dentro de los pulmones), a través de la nariz, la faringe o por vía sanguínea. Esto provoca una inflamación con daño pulmonar, que presenta síntomas muy variables. En la neumonía típica destaca la tos con expectoración purulenta, en ocasiones con sangre o con dolor torácico, y la fiebre con escalofríos. En las llamadas neumonías atípicas los síntomas son menos alarmantes: décimas de fiebre, malestar general, dolores musculares y articulares, cansancio, dolor de cabeza, tos seca sin expectoración, y dolor torácico menos intenso. La gravedad y el tratamiento de esta enfermedad vendrán determinados por la extensión del pulmón afectado, el tipo de germen que lo ha producido, la edad y el historial médico previo. El tratamiento se realiza en la mayoría de casos sin ingreso hospitalario, con antibióticos por vía oral, y sólo se procede al ingreso en casos en los que el paciente no responda al tratamiento inicial o presente otras enfermedades o derrame pleural.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al seguir navegando acepta su uso. Continuar Política de cookies