Biopsia pulmonar

Especialidad de Neumología

 

La biopsia pulmonar es el método de extracción de uno o dos fragmentos de tejido pulmonar para su estudio histológico y para establecer el mejor diagnóstico de las enfermedades del pulmón. Para la realización de la prueba, que suele durar entre 30 y 60 minutos, previamente hay que seguir un protocolo de actuación (ayuno alimenticio y medicamentoso, una radiografía y una tomografía computarizada del tórax). La biopsia pulmonar se inicia mediante una incisión de la piel de unos 3 mm, por la que se inserta una aguja en el tejido pulmonar o tumor, del que se extrae la muestra para su posterior análisis en laboratorio. Posteriormente, se realiza una radiografía de tórax para comprobar que no se ha producido ninguna lesión durante el proceso.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al seguir navegando acepta su uso. Continuar Política de cookies