Tumores óseos de cráneofaciales: detección y cirugía

Escrito por: Top Doctors®
Publicado:
Editado por: Top Doctors®

 

¿Qué son los tumores óseos craneomaxilofaciales? 

Se trata de formaciones que tienen su origen en el espacio comprendido entre el crá-neo, la cara y la mandíbula y sus zonas de relación. Los de origen óseo, la misma pa-labra lo dice, afectan a esa zona orgánica tan generosa que el individuo tiene en su organismo, y hay zonas como son el cráneo, la cara y en definitiva la región maxilo-mandibular en la que asientan tumores crecidos a través de los tejidos que forman las estructuras óseas o que con ellas están relacionados como mucosas o las estructuras propiamente dentarias que derivan en algunos momentos hacia formaciones tumorales. Y esa es un poco la situación genérica de que son los tumores óseos craneomaxilofaciales.

 

¿Cómo ayudan a su detección los avances tecnológicos en la medicina?

Primero decir que son la historia clínica y la exploración clínica la base de la medicina. A partir de ahí no cabe duda que las nuevas tecnologías tienen un gran interés. En este sentido la radiografía panorámica, las ecografías, en fin, primero las tecnologías menos invasivas. Después ya se puede requerir la necesidad de escáner, resonancias magnéticas, empleo de isótopos radioactivos, pruebas mucho más complejas inclusive, de suma de imágenes etc… entonces, con todo ello, nos podemos acercar a un perfil diagnóstico y conseguido este perfil diagnóstico podremos acercarnos a su vez a ver si se trata, por ejemplo en el caso de los tumores, de tumoraciones benignas o malignas simplemente por la morfología, por el grado de invasión, que puedan presentarse en las imágenes de la anatomía tradicional.

 

¿En qué consiste la intervención de los tumores óseos craneomaxilofaciales?

La intervención depende del diagnóstico en líneas generales. Para intervenir tumores malignos hay que hacer cirugías que permitan un campo de buena visibilidad y que de el mejor acceso posible. En caso de los tumores benignos se puede ser un poco más cauto y no hacer exposiciones importantísimas. Dicho esto, en los tumores que afectan al cráneo y a los maxilares, se suelen usar vías conjuntas, se moviliza el cráneo e incluso la cara, las estructuras neuro endocraneales se pueden desplazar y si es en la mandíbula normalmente hay que tener en consideración las estructuras cervicales. Tratamos siempre de ser lo más traumáticos posibles para que los post-operatorios igualmente así sean. 

 

¿Cómo es el post-operatorio y qué cuidados se deben seguir tras la intervención?

El post-operatorio depende un poco de la vía y de si se han tenido que emplear vías extraordinarias de aireación del enfermo durante el acto quirúrgico. Normalmente todo lo que operamos del paladar hacia arriba es menos doloroso que lo que operamos del paladar hacia abajo y de las estructuras correspondientes a la mandíbula y la región cervical. Para conseguir el mayor confort nos ayuda, además de la cirugía atraumática, sobretodo la colaboración de los anestesiólogos e intensivistas. Esto no quiere decir que todos los enfermos precisen cuidados intensivos, muchas veces las salas de recuperación devuelven al enfermo directamente a la planta de estancia sin más requisitos.

 Redacción de Topdoctors

Por Redacción de Topdoctors


Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al seguir navegando acepta su uso. Continuar Política de cookies