Rinoplastía: procedimiento y cuidados

Escrito por: Dra. Edel Mary Afanador
Publicado:
Editado por: Top Doctors®

La cirugía estética tiene como objetivo que el cirujano corrija las formas indeseables de la nariz y así mejorar la apariencia del paciente. Debe dar un aspecto natural y acorde a las demás estructuras de la cara. El resultado final depende de no sólo la experiencia, conocimiento y habilidad del cirujano, sino también las características de cada paciente como la edad, el tipo de cicatrización, piel y raza.

                                                                                           

Planeando la cirugía

Cuando una persona decide realizarse la Rinoplastía y consulta al otorrinolaringólogo o cirujano plástico facial, en primera instancia se estudia el caso a través del análisis de la configuración interna y externa de la nariz, para poder determinar la posibilidad de la cirugía y si el caso permite buenos resultados.

En este momento también son resueltas las dudas e inquietudes del paciente.

Una vez existe el acuerdo para realizar el procedimiento, se toman fotografías con el fin de estudiar y planear la operación y exponer al paciente los cambios. Estas fotografías se van a comparan con los resultados después de la cirugía.

 

Características de la nariz

La nariz, como características externas, poseen una parte fija (hueso) y una parte móvil que está formada por cartílago y tejido blando que corresponde a la punta y alas nasales.

Las características de forma y tamaño de estos componentes junto con la piel que los recubre, son los que le dan los rasgos externos a la nariz.

Por otra parte, en la parte interna se encuentra el tabique o septum, que divide la nariz en dos partes iguales; éste puede desviarse por defectos congénitos o por causa de algún golpe. Los cornetes son estructuras que se encuentran a los lados de las fosas nasales y también pueden contribuir a un problema obstructivo.

La nariz desviada, la que es muy larga, ancha, caída, la que ha sido deformada por algún golpe o defecto congénito, las que presentan obstrucciones que causan problemas de sinusitis y en algunos casos dolor de cabeza, son condiciones que se presentan tanto en hombres como mujeres y pueden corregirse por medio de la cirugía estética y funcional en un mismo tiempo quirúrgico.

El otorrinolaringólogo y el cirujano plástico facial son los especialistas que evalúan clínicamente mediante el examen físico y fotográfico, cuáles son las estructuras que están causando la deformidad o el problema obstructivo, para de esta forma determinar las correcciones que se pueden realizar durante la cirugía.

La Rinoplastía es la cirugía que corrige las deformaciones externas. Permite definir, rotar, proyectar o “respingar” la punta de la nariz, disminuirla o aumentarla de tamaño, para mejorar la apariencia estética del paciente.

 

Cómo se realiza este procedimiento

Las incisiones se realizan dentro y a la orilla de las “ventanas” de la nariz y en algunos casos se realizan pequeños cortes en la pared divisoria externa con mínima cicatriz.

Posteriormente, la piel y los tejidos blandos se separan cuidadosamente de los cartílagos y los huesos subyacentes y se realizan los cambios previamente determinados, para finalmente acomodar nuevamente los huesos y los cartílagos que darán la nueva forma a la nariz.

En esta cirugía se puede realizar de manera simultánea la reconstrucción del tabique para aliviar las obstrucciones o la estrechés de la parte interna de la nariz, este procedimiento se denomina Septorrinoplastia Estética

Una vez terminada la cirugía se coloca una férula sobre el exterior de la nariz para dar soporte a la nueva forma adquirida y se deja un taponamiento nasal por algunos días. La férula se cambia en la medida que la nariz se desinflama y se retira en dos semanas de manera definitiva.

La cirugía se realiza con anestesia general en un tiempo de dos a tres horas aproximadamente y el paciente puede regresar a su casa el mismo día.

 

Efectos postoperatorios

Es normal que después de la cirugía el paciente presente inflamación y amoratamiento en la nariz y los párpados. La inflamación suele desaparecer después de los primeros días y el “morado” durará un par de semanas.

Se puede experimentar alguna molestia después de la cirugía; se controla fácilmente con medicamentos y reposo. El dolor intenso es muy raro.

Habrá gran mejoría en el aspecto de la nariz tan pronto se retire la férula, sin embargo, no será hasta después de algunas semanas o un par de meses que se podrá observar el resultado definitivo.

En general, la cicatrización y los cambios en la apariencia tomarán alrededor de un año para su forma final.

Es muy importante señalar que la calidad de la mejoría está en relación directa con las características físicas de cada persona como la edad, el tipo de cicatrización, piel, raza, antecedentes de traumas o cirugías previas y la colaboración y juicio del paciente para seguir las recomendaciones pre y post operatorias dadas por el otorrinolaringólogo.

 

Recomendaciones después de la cirugía

Las siguientes son algunas recomendaciones que deben seguirse después de la cirugía:

  • Dormir con dos almohadas y permanecer sentado el mayor tiempo posible
  • Guardar reposo durante la primera semana después de la cirugía
  • Aplicar hielo en los párpados y pómulos los tres primeros días
  • Evitar el sol y el ejercicio intenso durante dos meses. Cuidarse de sufrir cualquier golpe en la nariz
  • Los riesgos de la cirugía estética de nariz son mínimos, no obstante, los hay y son inherentes a cualquier procedimiento quirúrgico 

 

Puntos importantes para recordar

Es sumamente importante saber que el objetivo de la cirugía es la mejoría, no la perfección. Por lo tanto, el paciente debe ser realista respecto al alcance máximo de la cirugía para no crear falsas expectativas. Entre otros aspectos generales que se deben considerar se encuentran:

  • Esta cirugía se puede realizar con otros procedimientos de Rejuvenecimiento Facial, como son la Resección de bolsas en los párpados, Elevación de cejas, Disminución de papada y Estiramiento de arrugas
  • Después de la cirugía hay Tratamientos Médicos Faciales para mejorar la calidad y aspecto de la piel
  • Hay alteraciones que no se pueden corregir y éstas deben ser identificadas en el análisis preoperatorio
  • Los casos más difíciles de corregir son aquellos en los que se presenta la nariz con deformidad severa posterior a trauma, como el caso de un accidente automovilístico, un golpe en una pelea, etc., o la nariz que ha sido previamente operada
  • En el resultado final interviene, no sólo la experiencia, conocimiento y habilidad del cirujano, sino también las características de cada paciente como la edad, el tipo de cicatrización, piel raza y la colaboración y juicio del paciente, para seguir las instrucciones pre y post operatorias dadas por el otorrinolaringólogo o cirujano plástico facial
  • La comunicación clara y amplia entre el paciente y el cirujano es la clave para obtener los mejores resultados con base en las expectativas del paciente y lo que el cirujano puede ofrecerle

Por Dra. Edel Mary Afanador
Cirugía Plástica Facial

La Dra. Edel Mary Afanador es una especialista en Cirugía Plástica Facial y Otorrinolaringología con más de 25 años de experiencia, trabajando en diversas instituciones de prestigio como el Centro Médico Ardila Lulle, donde actualmente brinda consulta.  Se formó como Médico Cirujano en la Universidad Industrial de Santander, se especializó  en Otorrinolaringología en la Universidad Militar Nueva Granada, y realizó una segunda especialidad en Cirugía Plástica Facial en la Universidad CES.  Constantemente participa en congresos especializados en Cirugía Plástica Facial y Otorrinolaringología a nivel nacional e internacional, destacando su participación en los congresos de Milán y Seúl.

La Dra. Afanador es experta en Rinoplastia, Rejuvenecimiento Facial Quirúrgico, Rejuvenecimiento Facial con Láser, Microdermoabrasión y Ácido Hialurónico, entre muchos otros.

Gracias a su dedicación, experiencia, constante actualización, y su entrenamiento especializado y subespecializado, la Dra. Afanador ha desarrollado un programa integral en el Rejuvenecimiento Facial que combina procedimientos quirúrgicos y no quirúrgicos, el uso de técnicas avanzadas y la tecnología de punta, para así obtener en cada paciente un resultado óptimo y satisfactorio.

Por todo lo anterior, la Dra. Afanador es una de las más renombradas especialistas en Cirugía Plástica Facial y Otorrinolaringología de Bucaramanga y el Oriente Colombiano.

Ver perfil

Valoración general de sus pacientes


Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al seguir navegando acepta su uso. Continuar Política de cookies