Artroscopia de rodilla


Especialidad de Ortopedia y Traumatología

La artroscopia de rodilla es una técnica quirúrgica mínimamente invasiva para acceder al interior de la articulación a través de unos pequeños orificios en la piel. Mediante una lente de pequeño calibre se observa el interior de la rodilla y se tratan diversas lesiones sin necesidad de abrirla. La artroscopia de rodilla se usa para quitar o reparar cartílago de meniscos rotos, para lesiones de ligamento cruzado anterior roto, recortar pedazos rotos de cartílago articular, quitar fragmentos sueltos de hueso o cartílago o quitar tejido sinovial inflamado. La recuperación de la artroscopia de rodilla es mucho más rápida que la de la cirugía tradicional. Después, el paciente debe ejercitar su rodilla regularmente durante varias semanas.

Vídeos relacionados con Artroscopia de rodilla


Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al seguir navegando acepta su uso. Continuar Política de cookies