Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al seguir navegando acepta su uso.ContinuarPolitica de cookies

 

¿En qué consiste el Trasplante de Melanocitos?

El vitíligo es una enfermedad autoinmune en la cual los anticuerpos y linfocitos, que comúnmente llamamos las “defensas” del organismo que nos protegen contra las infecciones y aún del cáncer, atacan a los melanocitos, que constituyen las células productoras de la pigmentación en la piel y originan manchas blancas que progresan y persisten por años.

Tipos de Vitíligo

Existen dos formas de vitíligo:

1. Vitíligo vulgar, de curso lento y progresivo durante varios años, con aparición de manchas blancas en ambos lados del cuerpo.

2. Vitíligo segmentario, que aparece en un lado del cuerpo y en una zona pequeña de varios centímetros o aún mayor, pero muy definidas, de curso rápido durante varios meses al cabo de los cuales la despigmentación se detiene y estabiliza permanentemente.

¿Cómo se trata cada forma de Vitíligo?

El vitíligo vulgar debe tratarse con diferentes medicamentos de uso local, rayos ultravioleta (UV) y vitaminas antioxidantes que ayudan a frenar la despigmentación y promover la repigmentación. En los casos más recientes y de poca extensión, la mejoría puede ser total, pero dependiendo de la intensidad de la enfermedad y de las zonas anatómicas afectadas. Modernamente se están estudiando medicamentos más potentes que poseen una acción mucho más efectiva, pero que disminuyen las defensas del organismo y aún no se utilizan de rutina. En un futuro no lejano, podrán emplearse con menores riesgos. En estos casos, que aún se encuentran en estado activo de despigmentación, no es recomendable el trasplante de melanocitos (vitíligo inestable).

El vitiligo segmentario en pocos meses se estabiliza y deja de progresar. Inicialmente debe tratarse con medicamentos de uso local o fototerapia UV focalizada. Si al cumplir 1½ o 2 años de su aparición, no se logra la repigmentación, se recurre al trasplante de melanocitos (vitíligo estable).

El trasplante de Melanocitos, una alternativa segura

Esta modalidad de tratamiento quirúrgico se logra mediante pequeños mininjertos de piel de 1 mm de tamaño tomados de la piel sana del paciente y colocados en las zonas despigmentadas, donde los melanocitos y el pigmento se desplazan a su alrededor repigmentando toda la zona afectada a partir del borde de los mininjertos implantados. Esta es la forma ideal para el trasplante de melanocitos.

Aunque existen diversos tipos de injertos para el vitiligo, el mininjerto es el más simple de todos los métodos y el más comúnmente empleado. La efectividad del trasplante de melanocitos puede mejorar el 100% del área afectada, pero pueden requerirse varios procedimientos para completarla. Mientras más pequeña sea la mancha de vitiligo, el tratamiento será más sencillo y la recuperación más rápida.

 

Fuente: artículo realizado en base a la experiencia y trayectoria profesional del doctor

Artículos relacionados

PIDE TU CITA YA ONLINE

  • Todos los EPS y empresas prepagadas
Posibilidad de financiación